sábado, marzo 31, 2012

He vuelto

Yo Criseida, he vuelto. Después de atender tormentosos pendientes personales he vuelto al cibermundo de este blog. La mente siempre inquieta anda en busca de nuevos retos y no me preocupo tanto de eso porque la vida nos ha demostrado que ellos solitos, los retos, se aparecen en nuestra vida.
Por lo pronto estoy feliz, vienen dos semanotas de vacaciones, mismas que pienso pasar como antaño: cocinando, conviviendo con los críos, leyendo, pensando...
Las vacaciones han empezado y yo siento que vuelvo a ser Mamá. Hoy fuimos al súper y lo disfruté bastante. Diego y Santiago ya conocen la escuela en la que trabajamos y se han ganado a casi todos los compañeros del plantel. El viernes tocó la casualidad de que los llevamos a la "junta de consejo técnico" que programaron para ese día y estuvieron de lo más divertidos jugando con el aspersor de la escuela donde se llevó a cabo el evento. Quedaron empapadísimos y muy contentos. Yo tenía toda la intención de ir a impedir semejante catástrofe pero nuestro director dijo que los dejáramos y la verdad le agradezco que me hubiera obligado a dejarlos ser. Aunque suene trillado, hay que recordar siempre que son niños y que uno atesora momentos así: cuando deliberadamente te dejan hacer la travesura con el único fin de dejarte ser.
A mediodía regresamos a casa para que Santiago fuera a su clase de apoyo. Es una clase que se da en el turno de la tarde pero es por parte del mismo kinder que siente la obligación de graduar a todos los alumnos mínimamente con la destreza de lectoescritura. Tenemos un kilo de libretas con harta tarea para estas dos semanas de vacaciones y ya van en las planas de ma, me, mi, mo, mu, etc. Sé que comparativamente algunos colegios a estas alturas ya están enseñando las tablas de multiplicar, pero yo estoy contenta porque al menos mis hijos saben escribir su nombre, identifican ya los números. Por ejemplo, Santiago me dijo hoy en el súper: "Mamá, etamos en el pasillo 7". Y bueno, no se diga Diego que ya es capaz de hacer sumas simples como 5 + 8.
Mañana es domingo y toca domingo familiar. Creo que el abuelo nos llevará a pescar... ya les contaré.

2 comentarios:

Ana de Alejandro dijo...

Mamá, a ver si posteas más seguido. atte. Mami

Anónimo dijo...

que posten las dos!! las extrañoo