miércoles, marzo 23, 2016

Confieso

Confieso que las mujeres somos libres de ejercer nuestra sexualidad. Somos libres de vivir nuestra piel, nuestra cuerpa. Somos libres de acariciar nuestra vulva. Somos libres de compartir nuestra cuerpa, nuestra piel, nuestra vulva, nuestro deseo con quien o quienes queramos. Cuantas veces queramos, de la forma en que queramos. Confieso que si me han tocado cien personas diferentes mi cuerpa sigue valiendo LO MISMO que si nunca nadie meha puesto un dedo encima. Confieso que no sé si nací con himen y no me hace diferencia. Confieso que el sexo es un placer y también puede ser un trabajo. Confieso que si trabajo usando mis manos, mis rodillas, mi vulva, mi vagina o mi ano merezco el mismo respeto que si trabajo usando mi cabeza, mis pies o mis dientes. Confieso que ninguna parte de mi cuerpa debe de valer más que otra y que mi persona no puede, ni debe ser juzgada por la forma, la frecuencia o la práctica que yo haga de mi sexo y mi placer. Confieso que si me embarazo y NO LO DESEO, es mi derecho ejercer un aborto seguro y protegido. Confieso que si DESEO embarazarme es mi derecho ser provista por el Estado de los medios para lograrlo. Confieso que mi cuerpa es MUCHO más que sólo mi sexo y que mi sexo es MUCHO más que sólo mi cuerpa. Confieso TODO esto con las piernas bien abiertas, porque YO DECIDO y en mi cama mando yo!

No hay comentarios.: