miércoles, agosto 29, 2007

¡¿De dónde salió ESO?!




Nota: Este es un post vulgar, escatológico y literalmente de pastelazo...




Pues ha llegado el momento, el tema del que tarde o temprano tenía yo que hablar... ¡Los pañales! Por su puesto, a quien no le agraden las escatologías de la vida este es el momento exacto en el que tienen que dejar de leer, así que débiles de corazón y/o estómago pasen directamente a la parte de abajo donde dice comments y déjenos un "hola cómo les va" y todos felices. Estuve pensando un buen rato cómo hacer una presentación para el tema, pero creo que todo el público agradecerá que en esta ocasión no incluya fotos ilustrativas del tema... al menos no unas que incluyan a mis hijos.



La vida es dura, lo es más cuando se trata de las deposiciones. Por alguna extraña razón todo muno dice "mmm, qué rico, huele a bebé" y yo a veces me pregunto, ¿de verdad saben de lo que están hablando? ¿Han olido alguno que no sea de plástico y marca Mattel? ¡Guácala!



Cuando me hicieron la cesárea pensé: "¡al fin, mis días en las escatologías han terminado!" Oh grave error, y ni si quiera me voy a detener en describir todas esas cosas que nadie dice sobre el puerquerio, simplemente voy a seguir hablando de bebés.



Para empezar, ¿sabían que hay libros que describen el color y la consistencia adecuada de las heces fecales del bebé? No sé si ya lo dije antes, pero ¡GUÁCALA! Sin embargo, es más que obvio que en esas primeras semanas de aprehensión, no sólo quieres saber cómo debe de verse la popó de tu bebé, ¡casi quieres que te digan a qué debe de oler o hasta saber! La mamá de una amiga cuyo nombre no voy a revelar para proteger su identidad alguna vez nos contó que ella tenía el hábito de probar la caca de su hijita cuando estaba enferma para saber QUÉ es lo que le había hecho daño. En casos extremos, pese a lo repulsivo que socialmente nos parezca en realidad es una muy segura fuente de información, aunque de seguro los laboratorios son más fiables.



Nosotras, inocentes madres primerizas y aunque todo mundo nos dijo que estábamos locas, insistimos en no hacer baby showers de pañales. No, para nada, para qué íbamos a necesitar pañales desechables si los íbamos a lavar a mano. Debo decir en nuestra disculpa que sí en efecto lavamos pañalaes por un mes y medio completo, todo TODO el tiempo que permanecimos en el DF. No fue complicado y de hecho nuestra vida sí era bastante simple incluída la lavada de pañales. Tuve que soportar sentirme idiota cuando le pregunté a un vendedor de pañales de tela si eran seguros y si no iban mis hijos a enfermarse con el E. coli porque mi mamá me juró que se les iban a subir los bichos desde el pañal... pero el vededor me dijo que a menos que chuparan el pañal no iba a pasar nada... Evidentemente el vededor no ha tenido hijos.


Como quiera compramos y usamos los pañales de tela por mes y medio. Hasta que llegamos a nuestra actual residencia en este eterno camping en contacto con la naturaleza y la vida silvestre. En ese momento Crix me dijo "yo no quiero un campo de cultivo de insectos en el bote de la ropa sucia". Así pues empezamos a comprar pañales desechables.


La caca, la caca!!!! Y ahora, solo por cultura general los sinónimos de caca: surullo, mojón, plasta, mierda, huano, popó, pasta, boyo, dos, pufi, excremento, frijoles, lodo, pastel, cacahuate, café, suciedad, porquería, popis, calabaza, materia o bolo fecal, carga, hez, merdolo, deposición, fiemo, majada, gallinazo, zurrullo, sirle, palomino, boñigo, aguas mayores, cagarruta, cagada, defecación, evacuación, sedimento, basura, estiércol, cerote, tripa, cake, tele-fax, miércoles, guácala de pollo, abono, acoto, bosta, burrajo, cucho, sirria, humus, mantillo, popochas y zurrada. Siento haber afectado sus sentidos, pero créanme no por muy bonito que le digamos huele menos feo.


La cosa se pone asquerosa. Si alguien les ha dicho que por ser de sus bebés no huele tan feo, es una gran mentira, huele peor porque está más cerca. Y créanme también las princesas hacen eso. Es horrible. Crix y yo nos échamos el piedra papel o tijera para ver a quién le toca. La abuela deja de ser abuela durante los minutos que toca el cambio de pañal. Y la gran duda que yo tengo es ¡¿quién, Dios mío, quién puede hacer un cambio de pañal sola?! Yo no puedo, Crix también batalla, mi madre se declara incapaz y he visto amigos que van en equipos de dos a cambiar a sus nenes.


Es que cuando son muy pequeñines te parece que los vas a romper. Los primeros pañales los cambiaba Crix, sobre todo con Santiago que parecía una micro cosita que se iba a quebrar en nuestras manos. Luego tener que abrir, bajar, subir, explorar los plieguecitos y limpiar, limpiar limpiar. Es un embrollo. Nuestros pañales de tela eran de tres capas. En lo que les terminábamos de poner todas las capas ya había que cambiar al niño otra vez. Y eso por no mencionar las veces que se nos olvidaba poner una capa y había un charco en nuestra cama. Me tocó hace poco ver un papá que después de lidiar casi media hora dejó chueco el pañal. Por eso nostras lo hacemos en equipo siempre que se pueda porque dejar chueco un pañal es peor que no ponerlo.


Y qué me dicen de los pañales abre fácil. ¿Sabrán los diseñadores de pañales que el objetivo del pañal es dejar la carga en su lugar? Para checar que el pañal está sucio y cambiarlo se me ocurren tantas formas diferentes SIN TENER QUE ABRIRLO. Quizás es que no me tocó la época de los pañales con pegatinas que se rompían al abrirlos, pero no me parece decente que mi hijo se pueda quitar solo el pañal. ¿De verdad necesito llegar un día y encontrarlo sin pañal porque solito pudo deshacerse de él?... no quiero imginar lo que podría yo encontrar... Me estresa cada vez que veo a Diego o a Santiago jalándose los cierres del pañal.


Y es que aún no les cuento lo peor...


Un día, no hace mucho, tuvimos no sólo que cambiar a Santiago de pañal, sino que tuvimos que cambiar las sábanas de las colchonetas del área de juego, las sábanas del sillón (sí, así de nacos somos en casa), trapear el piso y esterilizar las mamilas. Además de bañar al niño y lavar su ropa con agua MUY caliente. La explosión fue masiva. Los resultados catastróficos y el muy feliz se peinaba el pelo con su propia (busquen una palabra de la lista de sinónimos). Ahora entiendo por qué Clare que sólo tiene un perro se vanagloria de que su perro nunca se va a sentir avergonzado cuando sea mayor de las cosas que ella postea. Lo siento hijos, si algún día leen esto es que yo necesito una catársis de la vida cambiando pañales.


Y es que hay pañales que ni en muiestra gratis debe una de aceptar. Por ejemplo algunos de esos que encuentras en el Oxxo. Se sobre entiende que si una acude a comprar esos es porque tuvo una emregencia. ¿Es acaso necesario agravar la emergencia con la dudosa calidad de esos pañales? Por experiencia les digo, resulta mejor envolver al niño en una toalla, ponerle encima una bolsa plástica del soriana y pegarlo todo con masking tape. Sí funciona y es mucho más absorbente. Eso sí, despídanse de la toalla para siempre. Ni hervir, ni poner al sol, ni remojar en cloro aseguran realmente una vuelta al blanco brillante que alguna vez fue. Pero no se preocupen si la remojan en cloro y la hierven no va a ser portadora de E. coli. Y la pueden guardar para la próxima emrgencia...


Diego también tiene sus historias. De hecho tiene tan mala fama que hace unos días nos despertó un hedor terrible y lo primero que yo hice fue pegarle a Crix y decirle te toca cambiarle el pañal a Diego, yo safo! Cabe aclarar que le levantamos falsos a mi pobre bebecito, él no era la fuente de tan terrible olor esa mañana.


Los pañales son una de las razones por las que me da miedo que mis hijos aprendan a hablar. ¿Cuál va a ser ahora mi excusa para decir ups, no me había dado cuenta de que necesitaba un cambio...?


Por otra parte, Crix dice que tiene sus ventajas que exploten, te evitas eso de ir al cambiador y pelear con ellos para pasarles una toallita húmeda por la colita, y pelear con ellos para que no te quiten las toallitas húmedas y pelear con ellos para que no se coman las toallitas húmedas. Simplemente si explotan van directo al lavadero, tinita o regadera según sea el caso y la disposición de la que vaya a aplicar el baño.


Myrna a veces me regaña porque no les cambio más seguido el pañal a mis hijos, una vez incluso me regaño porque me negué a cambiarle el pañal a la suya! jaja Pero es que lo mío con los pañales es personal. No me gustan, no me gustan, no me gustan y espero que muy pronto lo dejen de usar y empiecen a avisar para usar el bañito... Después de eso ya sólo serán unos cuántos años de Mamiiiii ya acabé!!!! y correr a limpiar culitos en la taza del baño... ¡Definitivamente qué bonito es ser Mami!

13 comentarios:

Anónimo dijo...

Sí, eso sucede!
jajajaa, nosotros también hemos tenido nuestras aventuras cambiando pañales. Y sí, son muy fáciles de quitar... no puedo concebir como le hicieron nuestros papás cuando la mejor opción de ese tiempo eran los pañales de tela...

saludos
Elva

Carmen dijo...

HOLA ¿CÓMO LES VA?
JAJAJA.
No exageres Ana, no está tan gúacala de perro como me imaginé. MIs hijas no usaron pañal, me fletaba en el lavadero, pero me imagino que con dos la cosa se pone difícil, ya lo creo.
Yo acostubré a Amanda, sentarla todas las mañanas en su micro excusadito y darle un libro con fotos de bebes, se la pasaba encantada viendo las fotos de los niños, y yo me ahorraba la lavada de pañal de la mañana.

Luz dijo...

hola chicas ya nos estan acobardando!!! jajajaj y nosotras que idealizamos hasta el cambio de pañales... Un beso grande, muy instructivo el dato.-

Ana de Alejandro dijo...

Elva: Me imagino que no habrá una madre o un padre comprometido que no haya tenido de perdida alguna aventura de pañal...
Carmen: De verdad que yo sí quería lo de lavar pañales, pero dice mi mamá que es más antiecológico el desperdicio de agua y la contaminación por detergente...
Luz: Eso dice Crix, que me la paso desmitificando la maternidad y que así a nadie le van a quedar ganas... Yo creo que como quiera es bonito, o sea yo soy quejosa porque me gusta ser quejosa, pero la verdad son estas aventuras las que vuelven super divertido ser mamá!

Akaotome dijo...

Jajajaja sí, son cosas de las que mejor ni se hablan porque los que quieren tener hijos se vuelven necios necios necios y más necios en no oír la voz de la experiencia...mi padre fue muy brusco, dijo: "para qué quieres hijos, los hijos son un problema..." no le hice caso y lo mejor de todo es que no me arrepiento

Yaya dijo...

Ok. Hace dos horas llegue a este blog y ya lei desde la primera entrada hasta esta donde estoy poseteando! Me cae que que huevotes!!! Que chavales mas guapos tienen!! y que buenas fotos tienen!

Lei este blog y hasta ganas de ser madre me dieron!

MrH dijo...

hola cómo han estado?

jajajajajajajajajaja

(eeeeeew con el tema :$ )

Ana de Alejandro dijo...

Yaya: gracias! Verdad que sí son muy guapos? jaja

Mr H. Pues aquí andamos y usted? Doble iuuuu, pero qué le hacemos, así es la vida y ni modo... jaja

Anónimo dijo...

Hola,como estan? ,siempre visito su blog,lo encuentro genial y es la primera vez que les escribo,saben ,yo soy de santiago de CHile y trabajo en una sala cuna con niños de tres meses hasta 2 años y como veran ahi todos usan pañales y siempre a la hora de cambiar es toda una aventura,nunca se sabe con que se va uno a encontrar,e visto cosas que no se pueden imaginar!!asi que entiendo perfectamente de que hablan ,bueno chicas que esten muy bien besitos a esos dos preciosos,me encantan las fotos son muy lindos!!!sigan asi su familia es maravillosa,abrazos y besos Natalia...

Ana de Alejandro dijo...

Natalia: Definitivamente me haces sentir mejor, por lo menos yo sólo tengo que cambiar a dos! Saludos a Chile!

Tío Ricky dijo...

Chicas:

Pues así es, uno ve puras cosas bellas en tener bebés y nos olvidamos de estos "pequeños" detalles jajaja

Aún sigo observando las ventajas de adoptar niños de 5 años, falta ver qué es lo que opina mi novia jajaaja

Saludos,
Tío Ricky

Anónimo dijo...

"Hola!cómo les va?"
Bien pues yo apenas ayer entré a este blog, y también me pasé mucho tiempo leyendo su historia, no la he terminado, por eso decidí entrar hoy...ja..
En verdad es admirable lo que han hecho, y más aún en un país como el nuestro: México, y más aún en una ciudad tan machista como ésta: Mty (porque también soy de Mty.)

Con lo que uds, plasman en éste espacio, junto con otros que he leído, me han ayudado mucho para poco a poco ir "saliendo del clóset", y la verdad soy muy feliz como soy, y con Uds. veo que todo se puede hacer realidad.

Bendiciones para los 4. Ah y sus bebés, están divinos, y de grandes uff!! tendrán mucho "pegue" les aseguro.

Cuídense...Ciao!
Atte. Duende

la gabi dijo...

Buenísimo el cuento. Yo en una época trabajé en una guardería... 30 niños/as para cambiar. En esa época le perdí todo el asco. Ahora no se... ya les contaré cuando nos toque.
Los bebés están hermosos! Besos!!